RÁFAGA DIURNA

"Uno está enamorado cuando se da cuenta de que otra persona es única".

Jorge Luis Borges (1899-1986) Escritor argentino.

domingo, 1 de abril de 2012

POMPA DE JABÓN


"Recordar es fácil para el que tiene memoria. Olvidarse es difícil para quien tiene corazón".

Gabriel García Márquez


A veces se detona el olvido en lo más recóndito del pensamiento y la mente se nos llena de recuerdo.

Explota cuando menos lo esperas, con violencia en tus adentros deflagrando en mil esquirlas los pilares que te fijan al presente, que te amarran a este hoy. Dulce como la margarita que hilaste a la trenza de aquella niña, triste como sólo el triste su tristeza advierte... El olvido estalla en lo profundo del ánimo ensordeciendo el ahora y lo inunda, lo anega hasta rebosar el horizonte de tu juicio.

Entonces tú, que vuelves a verte frente a ese parque que cada año te encuentra un poco más viejo, reposas la mirada en una nube vagabunda y palpas el abandono del niño que fuiste, su huida sin delicadeza hacia ninguna parte mientras notas que se rompe otro trocito de ti, como si lo hubieras desatendido todos estos años y ahora tarde corrieses ya a atraparlo.

El ascenso infatigable de la vida te obliga a desamparar pedacitos de ti a orillas del futuro, astillas desatendidas de una edad remota que te quiebra los adentros, como si fuese aquella la única vida, la sola cierta y verdadera en nuestra inagotable sed de felicidad. Porque en el fondo todos soñamos con lo mismo... Porque a menudo ya no somos tan distintos, va un recuerdo de gaviotas y te empantana en pleno día mientras contemplas cómo todo ha cambiado para siempre jamás, como si de un frenazo seco volcara el mundo y sus mañanas en un solo amanecer.

Toda la perfección de la vida, su magia encadenada está encerrada en una pompa de jabón, un delicado rebesar de bocas que se amaron... El despertar sin fin que dejó triste al rompeolas. A veces va y revienta el olvido en lo insondable del alma para esparcir de nostalgia su vacío; atrona en lo vasto del ser y nadie escapa a su rugido.

A veces, sólo a veces, un latido en desuso resuena más que un corazón podrido de latir.

8 comentarios:

  1. Olvido y recuerdo...antítesis de la mente. A veces me gusta rodearme de burbujas de melancolía, sobre todo cuando vuelvo al pasado. Pero como una pompa de jabón, dura poco en el tiempo...hay que mirar al futuro viviendo el presente.

    ResponderEliminar
  2. Madre mia MIguelito!!! Hoy necesitaba un golpe en el corazón.... y apareciste!! La perfección de la banda sonora de Cinema Paradiso, lo borda. Sigues siendo un fiera, con menos tiempo, pero al fin i al cabo, un tremendo fiera!!

    ResponderEliminar
  3. Me pongo en pie y te aplaudo... un único amanecer con todos los recuerdos...me impactó!

    Un beso grande!!

    ResponderEliminar
  4. Somos frágiles, como pompas de jabón...el destello de un recuerdo nos puede elevar por los aires o deshacernos en la tristeza.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. A veces mirar al pasado es recomendable para ser mejores personas en el presente... anonadada me has dejado con esta entrada =) un besazoo artista ;)

    ResponderEliminar
  6. Me fascinan tus escritos. Muchos de tus pensamientos- filtrados en la nada y hechos verso-rozan lo sublime. Enhorabuena.

    ResponderEliminar
  7. Miguel! somos tus francesitos preferidos!! gracias por tu arte que nos ha invadido el corazón cambiando los latidos al ritmo de las cuerdas de tu guitarra!
    UN BESO
    Thomas y Lydia

    ResponderEliminar
  8. Grande Miguelillo!! Sensibilidad y arte por los cuatro costados. Te sigo de cerca compañero!!

    Os esperamos este año en San Fermín, eh?? Estáis invitados!!! Sería realmente mágico...

    Un abraciko muy gordo del Iñaki desde Pamplona!!

    Arriba los corazones!!

    ResponderEliminar